contacto@mujerciclica.com

la Doncella

El Mito de Inanna y el rito de paso de la maternidad

El Mito de Inanna y el rito de paso de la maternidad

 

tablilla cuneiforme datada del 1775 A.C. donde se muestra la figura de Inanna

Tablilla cuneiforme datada del 1775 A.C. donde se muestra la figura de Inanna

 

Una de las historias que más me ayuda a entender mi maternidad y especialmente el puerperio es la historia del Descenso de Inanna al inframundo.

Esta es una de las historias más antiguas escritas de la humanidad. A través de Inanna, la Reina del Cielo y de la Tierra, pude validar la despedida de aspectos de mi vida que se alejaron o desaparecieron con el nacimiento de mi primera hija y vivir la despedida de aspectos de la mujer que fuí, igual que Inanna se despide de los 7 templos antes de partir al inframundo.

Cuando Inanna comienza el descenso por las 7 puertas del reino del Kur, va dejando objetos muy preciados para ella, joyas que simbolizan sus atributos y que la ayudarían en el viaje. Así la historia me ayudó a entender como para entrar en el ‘planeta parto’ y en la maternidad necesitaba ir con menos peso y me fuí quitando de lo leído, de las ideas preconcebidas, de los ”amuletos” que me iban a ayudar.. y así desnuda, sin máscaras, como Inanna,  pude caminar a través de ese laberinto interno de descubrimientos y me encontré con mi parte sombría como Inanna se encuentra su hermana Ereshkigal .

Cuantas más veces leo escucho esta historia medicina, más enseñanzas me encuentro, más descubro  y me maravilla cuanto me mueve en lo más subterráneo de mi ser.

El cuento de Inanna es un ejemplo del viaje del héroe en femenino, tan maravillosamente descrito por Joseph Campbell, y me evoca este viaje interior del descubrimiento personal  que se puede iniciar especialmente durante la maternidad. Cada párrafo, cada escena, resuena en el que la escucha de una forma especial.

En la formación  ‘El Viaje de la Mujer Cíclica’ hemos tenido la oportunidad de escuchar, vivenciar y explorar este cuento sabio y antiguo y dejar que la historia hable a nuestros corazones de la forma y en el momento que encaja para cada una.

Sigo explorando, aprendiendo, descubriendo la profundidad y los varios niveles de lectura de esta historia para poder compartir este viaje de descubrimiento con quien esté en el viaje y coincida en el camino.

Texto: Isabel Villanueva

Gracias Isabel por este precioso texto, es maravilloso contar con tu presencia y explicación del mito de Inanna en el Módulo de la Madre en la formación “El Viaje de la Mujer Cíclica”.

Agradecemos profundamente a Pam England por todo lo que nos ha enseñado de este mito, y como usarlo como cuento medicina en los grupos de preparación al nacimiento. http://birthpeeps.blogspot.com.es/

Suscríbete

Haz clic aquí para suscribirte a Mujer Cíclica y recibir novedades e inspiración.

Te enviaremos nuestro eBook «Amo mis Ciclos» con un calendario para integrar las fases de la luna en tu vida a lo largo de 2022 y una introducción a la práctica del diagrama lunar.

Instagram

2 Comentarios

  1. Marifer Pavon

    Me gustaría recibir más informacion sobre esta historia del Mito de Inanna.Hay forma de recibirlo?

    Responder
    • sophia

      Hola Marifer, Te paso el enlace de la traducción del mito: http://inanna.iszaevich.net/node/5
      Buscando por internet encontrarás más cosas en castellano, luego hay otras referencias en ingles.

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Para seguir profundizando…

Honrando nuestro Linaje Materno

Honrando nuestro Linaje Materno

El hilo rojo de nuestro ciclo mensual nos une a todas las mujeres de nuestro linaje materno. Un artículo revelador de DeAnna L’Am sobre como nos transforma integrar esta conexión con nuestras antepasadas. Una invitación para honrar a tu linaje materno como un hilo vivo en el tapiz de quien eres.

Cambio de piel: un compartir personal

Cambio de piel: un compartir personal

Comparto aquí un texto escrito desde un lugar íntimo y personal desde mi necesidad de poner palabras a la revisión profunda, o “cambio de piel” que he estado viviendo con relación al proyecto de Mujer Cíclica.